lunes, 4 de enero de 2016

Reseña: Dirty Red (Love Me with Lies #2) by Tarryn Fisher

Querida oportunista,

Creíste que podías alejarlo de mí, pero perdiste. Ahora, que él es mío, haré lo que sea para conservarlo. ¿Dudas de mí? Tengo todo lo que se suponía sería tuyo. En caso de que preguntaras, ya ni siquiera piensa en ti. No lo dejaré ir… Nunca.

Sucia Pelirroja.

Leah Smith tiene todo lo que ha querido. Excepto que no lo tiene. Su matrimonio se siente más como un préstamo que como un compromiso de por vida, y la imagen que ha trabajado tan duro en construir se desarma ante sus ojos. Con un nuevo rol y un pasado lleno de secretos, Leah debe decidir qué tan lejos está dispuesta a ir para conservar lo que ha robado.


Sin palabras.

Creo que me he enamorado de esta autora. En serio.

Sinceramente, desde que leí The Opportunist me quedé con unas ganas tremendas por el segundo libro, más aún tratándose de la perra sucia de la pelirroja.

En este libro nos enteramos y descubrimos a profundidad la personalidad de Leah Smith, la esposa de mi querido y amado Caleb Drake.
Esta tipa está tremendamente obsesionada con Caleb. Empezando por el momento, en que leemos cómo ella tiene celos de su propia hija.

¿La razón?

Compartirá a su marido con otra mujer.

De verás,¿ cuán obsesionado y loco suena eso?

Únicamente a Leah Smith se le pasa eso por la cabeza. Realmente me ha encantado entrar en la cabeza de Leah. Tarryn crea personajes auténticos y locos, jajaja

Me gusta eso. A pesar de lo perra que puede llegar a ser Leah... sinceramente, tengo pena por ella. La tipa lo único que quiere es amor, ser amada y amar. Sólo que no sabe diferenciar una obsesión de ello, imagino.

Es una pena, porque tan loca y desquiciada como es, al final de cada capítulo es nada más y nada menos una chica con algunos muy serios problemas.

"Eso era lo peor respecto al amor; sin importar cuánto lo intentaras, nunca podías olvidar a la persona que tenía tu corazón."

Y Caleb.

Como lo amo, este muchacho es un
pan de Dios. Bueno... tanto así no, pero con lo perra que es su esposa... él en ningún sólo momento le faltó el respeto. Y la manera en que cuida a Estella... God, que bebé este Caleb.

Olvídate de Patch Cipriano, de chicos oscuros y bla bla bla, YO QUIERO UN CALEB DRAKE.

HE DICHO.

"¿Cuán frágil es mi matrimonio, si todo lo que él tiene que hacer es mirarla y yo dejo de existir?"

¿Lo más triste?

Como se nota en cada página que él sigue muriendo de AMOR POR OLIVIA.
Así también es triste como Leah, haciendo todo lo que hace, lo hace en nombre del amor, porque está tan necesitada de ello que no sabe realmente lo que es y vive engañada.

¿Saben quién es PERFECTO para Leah?

Seth. El hermano de Caleb.

Él la entiende, la conoce y sabe cómo es ella, lo perra que es y aún así gusta de ella. O al menos esa es la impresión que da.

LOS QUIERO JUNTOS. YA MISMO.

Los shippeo, jajaja

Ojála que ella lo vea. Porque Leah está ciega... muy ciega.

En fin, este libro me ha gustado así como el primero. Lo leí en cuatro horas y media. CUATRO HORAS Y MEDIA.
Una vez que leí la primera página... inmediatamente me atrapó hasta que llegaron las cuatro y veinte de la mañana y lo terminé.

Me fue literalmente imposible apartar el libro.

LO RECOMIENDO TOTALMENTE.

Si has leído The Opportunist, conociste a Olivia, Caleb y a los demás personajes... sin duda alguna debes leer este libro.

Ahora, muero por el tercer libro, desde los ojos de mi amado Caleb.

Quiero tanto que él y Olivia terminen juntos, pero ya nada es lo mismo que cuando estaban en la universidad. Ella está casada y ama a su esposo... y ama a Caleb. Y por supuesto, Leah no se dará por vencida. De alguna manera esta tipa tiene que abrir los ojos, no sé cómo, pero tiene que hacerlo.
Algunas cosas no están destinadas... eso es lo que dicen.

Pero me gusta creer que Olivia y Caleb están destinados. Por favor, son el uno para el otro. 

Sufriré si no quedan juntos. No sé como les exPLICO. LLORARÉ MUCHO. 

Me agrada Leah, es un personaje muy bien definido. Es loca, psicópata, no sé, de todo un poco. Pero no la odio... bueno tal vez si la odie un poco, pero ya no la odio fervientemente como lo hacía en el primer libro.

La comprendo y siento penita. Ojala que las cosas mejoren para ella.

Así que sin duda alguna debes de leer Dirty Red. En esta continuación tenemos, al igual que en el primer libro, una gran mezcla de emociones que te tendrán riendo, lagrimeando y haciendo a tu corazón latir desenfrenadamente. Si te gustó The Opportunist, en definitiva te gustará Dirty Red.

No hay comentarios:

Publicar un comentario